24

marzo

PRIMAVERA Y VITALIDAD EXTRA, ¿PORQUÉ NO?

Con el cambio horario, que supone cambios en las horas de sueño, desplazar la hora de las comidas, del trabajo y otras actividades, nuestro cuerpo debe adaptarse a las nuevas condiciones de luminosidad y de temperatura.

Quienes más notan el cambio de hora son los niños y los ancianos. Pero en todo caso, la fatiga que conlleva y el malestar anímico asociado sería un trastorno temporal que no duraría un máximo de dos semanas. Hay personas que se adaptan más rápidamente que otras.

La combinación primavera más elevado “ritmo” de trabajo, familia, compromisos, falta de sueño……..nos dejan realmente cansados, si se mantiene en el tiempo lleva a decaimiento, astenia, falta de atención, de motivación y de concentración.

Necesitamos tener las pilas bien cargadas para afrontar de la mejor manera posible nuestro día a día. Y para, ello debemos conseguir aumentar la energía para activarnos física y mentalmente.

Mi primera recomendación es hacer un repaso a la dieta y ver si está variada y equilibrada y enriquecerla con alimentos de temporada, para que sin aumentar de peso, consigas energía extra.

¿CÓMO SABER SI LLEVAS LA DIETA ADECUADA PARA CONSEGUIR ENERGÍA EXTRA?

Revisa si en tu menú diario  aparecen los siguientes grupos de alimentos.

  • Frutos secos:  te aportan minerales esenciales para la la salud, como el zinc y el selenio. Fuentes: nueces, almendras, anacardos y pistachos. Un puñado variado al día es suficiente.
  • Legumbres: Son una buena fuente de proteína vegetal, energía duradera. En el menú semanal recomiendo su presencia en 3 ó 4 platos. Las puedes tomar en ensaladas, es una divertida forma de asegurar su ingesta también en primavera y verano.
  • Huevos: proteína de calidad que te permite estar en buen estado físico e intelectual, son  fuente de colina que ayuda a mejorar la memoria. Recomendada su ingesta de 2 a 4 huevos a la semana.
  • Pescado: el pescado es fácil de digerir se recomienda tomarlo sobretodo en las cenas, es fuente de yodo, y especialmente el pescado azul además fuente de ácidos grasos omega 3, importantes protectores cardiovasculares. Lo puedes preparar de mil maneras todas ellas sabrosas sin necesidad de grandes aliños que aporten calorías (como la mahonesa). al horno con verduras, al vapor y a la plancha. Evita prepararlos fritos. Aconsejo su ingesta unas 6 veces por semana
  • Verdura de temporada: las ensaladas variadas, las cremas de verdura frías y los gazpachos son unos grandes aliados de aporte de vitaminas. Procura que estén presentes en todas tus comidas, tanto cocinadas como frescas y de todos los colores!!, en la variedad está la riqueza del equilibrio nutricional.
  • Frutas de temporada: fuente de vitaminas, minerales y líquidos que perdemos a través de la sudoración por el aumento de la temperatura ambiental. Al igual de las verduras recomiendo tomarlas en gran variedad de colores, así aseguramos el aporte variado de nutrientes.
  • Cereales: son la principal fuente de hidratos de carbono en nuestra dieta, evita los refinados y a ser posible consume los integrales, mas ricos en nutrientes. Hay multitud de variedades para incluirlas en todas las comidas del día. Recuerda que su presencia  en el desayuno, te ayudará afrontar el día con energía.

 

¿Qué otras opciones tienes para afrontar mejor ésta época?

  • Dormir las horas necesarias para sentirnos descansados.
  • Disfrutar del aire libre.
  • Realizar ejercicio físico.
  • Llevar unos horarios para las comidas.
  • Estar bien hidratados.

 

¡¡Recupera tu vitalidad!!

 

FUENTE: FARMACIA MARTA USÓ ROS

 

 

 

 

 

- Farmacia Marta Usó Ros, ,

0 COMENTARIO

ENVIAR RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *